sábado, 26 de diciembre de 2015

8 razones para pasar las fiestas viajando.

Cada vez somos más los que no sentimos apego hacia la familia o las fechas, ya sea por ser emocionalmente independientes, no practicar una religión o simplemente por ser "rebeldes".
Las fiesta son tiempo agitados, de ir de aquí para allá, visitando casas desconocidas y comiendo por doquier, pero existen otras alternativas de "festejar" y pasarla bien, por ejemplo viajar. A priori puede sonar un poco triste o aburrido, pero les aseguro que es todo lo contrario, y aquí va el por qué:


1) No vas a estar solos, muchísimo son los viajeros que la pasan lejos de casa, en los hosteles se crea un ambiente de fraternidad increíble, por ejemplo en Quito, organizamos una comida con platos de varios países, al igual que en Montañita para navidad donde luego de comer nos fuimos a una fiesta en la playa y en La Paz también en navidad hubo una fiesta muy buena en el hostel.


2) Vas a visitar un lugar nuevo y conocerlo de verdad. Conocer un lugar, es conocer su cultura y sus costumbres, y no hay mejor fecha para conocer estas que los días festivos, donde la población se muestra tal cual es, por ejemplo en Quito para año nuevo hacen muñecos de papel gigantes que por la tarde exhiben y eligen al mejor, además entradas las 00:00 los queman, también, se puede ver a muchísimos hombres vestidos de mujer y haciendo payasadas, pidiendo monedas, supuestamente son las viudas de los muñecos. En Sucre toda la ciudad se concentra en la plaza del centro donde hay artistas y un bonito show, luego, al amanecer los adolescentes invaden la plaza con bombos y redoblantes.


3) Hay muchísimas ofertas, por lo general hay promociones y ofertas increíbles, por ejemplo los vuelos los días 25º y 1ª son muy baratos.


4) No vas a saludar a familiares desconocidos ni tener que contestar las preguntas cliché que todos los que no saben de que hablar con vos te pregunta, como por ejemplo, ¿Cómo anda la novia?, ¿Cuánto te falta para terminar la universidad? o preguntas por el estilo.




5) Vas a conocer una cantidad de gente impresionante, la gente sabe ponerse más amigable por estas fechas y por el contrario que la tía abuela que te hace preguntas desinteresadas se van a interesar por vos, tus historias y tu cultura. 


6) No vas a comer sobras ni comida recalentada toda una semana.


7) No vas a subir esos kilitos típicos de las fiestas.


8) No vas a ver "Mi Pobre Angelito" ni "Juego De Gemelas" 300 veces.


No hay comentarios:

Publicar un comentario